¿Te ha pasado de empezar a querer vivir algo, solo porque los demás lo hacen? Como, por ejemplo, irte de vacaciones a ese sitio al que todos van en Instagram. Si sientes que te ha ocurrido algo parecido, puede que hayas tenido FOMO. También conocido como “miedo a perderse de algo”, se trata de un fenómeno muy frecuente en el ámbito de redes sociales. En esta nota, analizaremos cómo se relacionan el FOMO y las distintas plataformas digitales de comunicación.

El FOMO y las redes sociales: Una conexión íntima

El fenómeno del FOMO (Miedo a perderse de algo, Fear of Missing Out, en inglés), consiste en el miedo a perder la oportunidad de vivir o hacer algo que los demás están haciendo (Gupta y Sharma, 2021). En otras palabras, implica una aprensión a la idea no estar atravesando por las mismas experiencias gratificantes que están viviendo otros.

Cuando la conexión en red produce ansiedad

Este fenómeno y las redes sociales están estrechamente relacionados en la sociedad digital actual. Esto se debe a que, las redes sociales han transformado la forma en que nos comunicamos, informamos y compartimos nuestras experiencias (Brito et al., 2021). En consecuencia, adquirimos la capacidad de mantenernos conectados y expuestos a una gran cantidad de eventos, actividades y momentos compartidos por otros usuarios.

Ahora, si bien las redes sociales representan una ventana a un mundo de oportunidades y conexiones, también actúan como una potencial fuente de ansiedad y miedo a quedar excluidos. Pues, en esta interacción, surge la comparación social y, de la mano, se produce la sensación de que se pierde algo valioso si no se participa en dichas actividades.

Redes sociales y cómo causan la comparación con el resto

fomo en redes sociales

La conexión entre el FOMO y las redes sociales radica en la capacidad de estas plataformas para crear una expectativa constante de estar al tanto de todo lo que está sucediendo en la vida de los demás.

En este sentido, la exposición a la vida en tiempo real de los demás genera un sentido de competencia y nos impulsa a buscar constantemente nuevas experiencias.

Por lo que, autopercibirse excluido de una tendencia o no pasar por las experiencias que otros viven, genera ansiedad.

Además, las redes sociales ofrecen la posibilidad de compartir nuestras propias experiencias y recibir validación a través de likes, comentarios y compartidos. Esta validación refuerza la idea de que la participación constante en las redes sociales es fundamental para ser considerado socialmente relevante.

Pero, también, las redes sociales fomentan la comparación por medio de la presentación de versiones idealizadas de las vidas de los demás. Así, las publicaciones en línea tienden a resaltar los momentos emocionantes y positivos, creando la ilusión de que la vida de los demás es más interesante o gratificante que la propia.

Factores a tener en cuenta con el FOMO

De acuerdo a una revisión sistemática realizada por Soriano y la Universidad de la Rioja (2022), el FOMO se relaciona con el tiempo dedicado al uso de las redes sociales. A su vez, de esta revisión se extraen otros resultados:

adicción a las redes sociales, adicción al móvil, adicción al teléfono, smartphone
  • El uso problemático de Internet media parcialmente en la aparición del síndrome del FOMO.
  • Este fenómeno también está asociado con la disminución de la salud física y psíquica. A su vez, se vincula con un incremento en los niveles de ansiedad y síntomas depresivos.
  • Los jóvenes con mayores niveles de FOMO tienen más probabilidades de ser víctimas de agresión o victimización a través de las redes sociales.
  • Un uso excesivo de las redes sociales está relacionado con un menor nivel de bienestar emocional, síntomas depresivos y ansiosos, y sentimientos de soledad.
  • Un mayor nivel de ansiedad y FOMO en los adolescentes se relaciona con mayores intenciones de realizar un consumo excesivo de bebidas alcohólicas.

No obstante, en otras revisiones se argumenta que, en realidad, no existe una asociación entre el uso de internet, el FOMO y los síntomas de depresión y ansiedad. O, al menos, la literatura científica actual, no parece haber llegado a un consenso (Akbari et al., 2021).

Adolescentes y jóvenes como una población vulnerable

Si bien el FOMO puede afectar a personas de todas las edades, los jóvenes y adolescentes son especialmente vulnerables. Debido a que, la etapa de desarrollo en la que se encuentran, se caracteriza por la búsqueda de identidad y la necesidad de pertenecer a un grupo. De esa forma, las redes sociales intensifican esta necesidad al exponer a la persona constantemente a las actividades y experiencias de sus pares (Gosain y Yadav, 2020).

En consiguiente, el miedo a perderse algo relevante puede generar una sensación de exclusión y afectar negativamente su autoestima. Además, la presión social y la validación en línea pueden influir en el comportamiento, llevando a una búsqueda constantemente de aprobación y participación en actividades para evitar sentir exclusión.

Aprendiendo estrategias para manejar el FOMO

La gestión efectiva del FOMO en las redes sociales es fundamental para salvaguardar el bienestar emocional y mental. Para ello, se desarrolló un método llamado FOMO-R con el objetivo de que el usuario de redes sociales pueda autocontrolarse cuando sienta este miedo a perderse ciertas experiencias (Alutaybi, 2020).

Algunos recursos que utilizan los profesionales que emplean el FOMO-R son el diálogo interno, trabajar la autoestima y gestionar las expectativas. Según sus creadores, este método tiene distintas etapas:

  1. Preparación: La persona es informada respecto a este fenómeno y concientizada sobre sus implicancias.
  2. Planificación: Junto a la persona afectada, se arma un plan de gestión de FOMO compuesto de contramedidas técnicas (p. ej., auto respuesta) y contramedidas sociales (p. ej., manejo de expectativas de otros).
  3. Acción: La persona ejecuta las contramedidas escogidas.
  4. Evaluación: La persona evalúa su satisfacción respecto a las contramedidas escogidas, y si le fueron de ayuda para gestionar su FOMO.
  5. Empoderamiento: Se les proporciona ayuda adicional para comprender y manejar el FOMO en distintas situaciones.

En definitiva, para combatir este miedo a perderse algo, se requiere de un enfoque consciente y proactivo, en conjunto con el apoyo de amigos y familia.

Conclusión

El fenómeno del FOMO y su relación con las redes sociales plantean importantes desafíos para la salud mental y bienestar emocional. La exposición constante a la vida de los demás en línea y la presión social para participar en todo pueden generar ansiedad y miedo a perderse algo valioso.

Sin embargo, adoptar estrategias que promuevan la autenticidad, el autocuidado y la conexión real, podría contrarrestar los efectos negativos del FOMO y permitir disfrutar de una relación más saludable y equilibrada con las redes sociales. Lo que, en definitiva, ayudaría a vivir el presente de forma más plena.

Referencias bibliográficas

  • Akbari, M., Seydavi, M., Palmieri, S., Mansueto, G., Caselli, G. y Spada, M. M. (2021). Fear of missing out (FoMO) and internet use: A comprehensive systematic review and meta-analysis. Journal of Behavioral Addictions10(4), 879-900. https://doi.org/10.1556/2006.2021.00083
  • Alutaybi, A., Al-Thani, D., McAlaney, J. y Ali, R. (2020). Combating fear of missing out (FoMO) on social media: The FoMO-R method. International Journal of Environmental Research and Public Health17(17), 6128. https://doi.org/10.3390/ijerph17176128
  • Brito, D., Yasmin, J., González, V. A., Preciado, M. y Abreus, J. L. (2021). Influencia de la utilización de las redes sociales en el proceso de comunicación interpersonal. Revista Científica, Cultura, Comunicación y Desarrollo, 6(3), 6-13. https://rccd.ucf.edu.cu/index.php/aes/issue/view/15
  • Gosain, P. y Yadav, K. (2020). A study on social media usage and fear of missing out (FOMO) among youngsters. Journal of Studies in Social Sciences and Humanities, 6(2), 76-87. http://www.jssshonline.com/wp-content/uploads/2020/07/JSSSH_Vol.6_No.2_2020_76-87_Sr.-No.-4.pdf
  • Gupta, M. y Sharma, A. (2021). Fear of missing out: A brief overview of origin, theoretical underpinnings and relationship with mental health. World Journal of Clinical Cases9(19), 4881-4889. https://doi.org/10.12998/wjcc.v9.i19.4881
  • Soriano-Sánchez, J. G. y Universidad de La Rioja. (2022). Factores psicológicos y consecuencias del Síndrome Fear of Missing Out: Una Revisión Sistemática. Revista de Psicología y Educación – Journal of Psychology and Education17(1), 69. https://doi.org/10.23923/rpye2022.01.217