Milena Smit, española de 25 años, es un auténtico personaje literario. Ha grabado dos películas: No matarás (2020) y Madres paralelas (2021), con sendas nominaciones al Goya; y dos series de Netflix, La chica de la nieve (2023) y Alma (2022).

Trabajó de camarera, dependienta, canguro, auxiliar de información en el metro y recepcionista. Gracias a unas fotos en Instagram la llamaron para el papel que la metió en el cine con mayúsculas, el de Mila en No matarás.

En una entrevista reciente con la revista ICON, Milena Smith habló sobre sus experiencias con la salud mental y cómo aprendió a cuidar su salud emocional. Así, contó sobre cómo afrontó los momentos de ansiedad y estrés durante la pandemia y cómo ha aprendido a priorizar su vida. A través, por ejemplo, de la meditación, actividad física y contacto con la naturaleza.

No todo es un camino de rosas

Milena, así como muchas celebridades de su talla, advierte lo difícil que es conllevar la popularidad. Confiesa que ha necesitado de la ayuda de profesionales y ha hecho terapia gran parte de su vida.

La experiencia de Milena Smit

Milena Smit: La importancia del cuidado emocional
Crespo, I. (2021). Milena Smit. [Fotografía]. Recuperado de www.mujerhoy.com

Lo que me ha sucedido ha sido muy bonito, pero ha tocado varios puntos en mi salud mental. Incluso antes de a ser actriz, yo he estado en terapia muchísimo tiempo.

Y desde que empecé en la profesión, siempre he ido de la mano de mi terapeuta. La importancia que le doy yo a la salud mental es toda.

Mucho estrés, mucha ansiedad a nivel de no tener tiempo de asimilar todo lo que está sucediendo… Todo impone mucho.

Y cuando, por ejemplo, llevas unos cinco proyectos seguidos y por medio hay promociones, nominaciones, sesiones de fotos, eventos y al día siguiente te levantas a las 06:00 a rodar… es una locura. Lo más importante es cuidarse a nivel emocional, porque, si no, es muy fácil perder la cabeza.

A ella le ha venido bien el síntoma para darle la debida atención a su salud mental. Si la mente no funciona bien, da igual todos los rodajes que se te pasen por medio y vas a dejar de disfrutar las cosas y empezar a sufrirlas, agregó Milena.

Un mensaje necesario de Milena Smit

La actriz ha pasado por varias ramas de la psicología, cognitivo-conductual y gestalt. Sin embargo, no tiene miedo de contar y trasmitir este mensaje tan importante para la sociedad:

Que las personas se muestren en el momento que están, que puedan sentirse seguras en la sociedad y su entorno. Así como los demás también puedan empatizar hacia con la realidad del otro, respetar y acompañar ya que como sociedad estamos muy alejados de esto.

¿Enseñar inteligencia emocional?

Un ambiente clave: La escuela

En el colegio te enseñan a leer, a escribir, pero luego no te enseñan a cómo afrontar un ataque de ansiedad. Explica la actriz, que al terminar de rodar La chica de la Nieve, debió bajar el ritmo. Pues tuvo un bloqueo por estrés y ansiedad por una consecutiva de 4 años de no parar.

Luis, N. (2021). Milena Smit. [Fotografía de Luján, A. G.] Recuperado de www.vogue.com

La escuela, los maestros, no te enseñan de chico a afrontar un ataque de ansiedad, ni a lidiar con una ruptura sentimental, ni a manejar la presión familiar, ni a administrar el esfuerzo con sentido común

Como dice Milena Smit, antes o después te va a dar un ataque de ansiedad.

Tal vez no sea grave y se pase a los pocos minutos, pero la experiencia, sobre todo cuando se vive por primera vez, merece una preparación para no convertirla en un problema serio de salud mental.

En su opinión, la salud emocional es fundamental para el bienestar general de una persona, ya que influye en la forma en que nos relacionamos con nosotros mismos y con los demás

¿Qué empezar a hacer?

Integrar los contenidos dirigidos a reforzar las habilidades emocionales en niños y adolescentes, puede ser clave para aprender a gestionar las emociones, así como también los temidos ataques de ansiedad. 

Desde hace un tiempo se vienen detectando niveles de estrés, ansiedad y fracaso escolar cada vez más elevados y en etapas educativas más tempranas.

Es por ello, que investigadores educativos han abordado la inclusión de la inteligencia emocional en el contexto educativo. Concluyen que el aprendizaje socioemocional es relevante tanto en aspectos del ámbito escolar como para lograr una mejor capacidad de percibir, comprender y regular las emociones.

No todo lo académico es lo que vale

López, P. (2021). Milena Smit. [Fotografía]. Recuperado de www.trendencias.com

Distintos estudios determinan que el sistema educativo debe proporcionar y contribuir al desarrollo de los recursos necesarios que les faciliten y ayuden a superar las diversas situaciones conflictivas que surgen durante dicho periodo evolutivo.

Situaciones, al fin y al cabo, necesarias para ser capaces de entenderse a sí mismos y tener una actitud flexible, abierta a los cambios que surjan. 

A partir de esto, hay muchas escuelas que ofrecen actualmente capacitación a los maestros y padres sobre cómo ayudar a los estudiantes con su bienestar social, emocional o mental, y otras tantas que crearon o ampliaron programas de salud social y emocional.

En definitiva, si no hay salud mental no hay salud

Sin duda, las palabras de Milena pueden ser inspiradoras para otras personas que conviven con problemas de salud mental o buscan formas de mejorar su bienestar emocional.

Y es que, al igual que la salud física, la salud emocional y mental deben ser atendidas y nutridas de manera constante para poder mantener una vida plena y satisfactoria.